¿Por qué es importante controlar mis emociones?

Debemos controlar nuestras emociones

Todos los días tu y yo sentimos un mar de emociones y sentimientos, es natural ya que estas son reacciones a cada una de las situaciones que enfrentamos en la vida.

Las emociones pueden ser positivas o negativas, básicas o complejas e influyen en la forma que te comportas con los demás, por eso el día de hoy te quiero contar sobre la importancia de controlar tus emociones.

Contenido
  1. ¿En qué nos ayuda tener control de nuestras emociones?
  2. ¿Qué pasaría si no somos capaces de controlar nuestras emociones?
  3. ¿Cómo aprender a controlar mis emociones?
    1. Alimentación balanceada
    2. Actividad física
    3. Dormir lo necesario
    4. Meditar y respirar profundo
    5. Disciplina y una vida ordenada, la receta para no sufrir
    6. No consumir estimulantes en exceso
    7. Ayudar a otros
    8. Tener buenos amigos y convivencia continua con otros

¿En qué nos ayuda tener control de nuestras emociones?

Como puedes imaginarte no son pocos los beneficios de poder controlar nuestras emociones, a continuación te cuento los más destacados:

  •  Se pueden manejar de forma más sencilla los problemas del día a día.
  •  Menor desgaste psicológico ante la adversidad.
  •  Se mejora tu autoestima y la seguridad en ti mismo.
  •  Obtener mejores resultados en el ámbito escolar o laboral.

¿Qué pasaría si no somos capaces de controlar nuestras emociones?

Hay ocasiones donde nuestras emociones nos rebasan, a mi me ha pasado y seguramente a ti también.

Al perder el control de nuestras emociones puedes actuar sin pensar las cosas, tener conductas desagradables y cometer acciones de las cuales te arrepentirás en un futuro.

Por esa razón es muy importante aprender a controlarlas, a continuación te explicaré detalladamente diferentes formas para lograrlo de forma sencilla.

desesperación por no controlar las emociones

¿Cómo aprender a controlar mis emociones?

Ya vimos que controlar nuestras emociones es algo que será muy útil para nuestra vida cotidiana, es importante que sepas que hay diferentes factores que influyen en el manejo de nuestras emociones como los que te cuento a continuación.

Alimentación balanceada

Al no tener una alimentación balanceada podemos ser mas susceptibles a tener cambios repentinos de humor que complican controlar nuestras emociones.

Pero también existen emociones negativas que en ocasiones causan que tengas desequilibrios en tu alimentación, de acuerdo con el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos estas pueden incluir: estrés, aburrimiento, tristeza, ansiedad o soledad.

Estos desequilibrios complican el control de nuestras emociones y además pueden causar un aumento o disminución del peso que ponen en riesgo tu salud, por esa razón es necesario identificar si actualmente estas teniendo una alimentación balanceada o no.

La mejor forma de identificarlo y en su caso corregirlo es acudiendo con un nutriólogo de confianza, este especialista te ayudará a planificar una dieta saludable que te hará sentir mejor en tu día a día y te ayudara a controlar tus emociones.

Actividad física

La actividad física es otra parte fundamental en el manejo de nuestras emociones, existen estudios que demuestran que realizar actividad física libera serotonina que produce una sensación de felicidad y tranquilidad.

No siempre es fácil costear un gimnasio, lo sé, pero existen alternativas gratuitas que te ayudaran a reactivar tu cuerpo, por ejemplo:

  • Salir a caminar o trotar al menos 30 minutos al día, puedes variar el lugar de la caminata cada día para no sentirlo una rutina monótona.
  • Realizar salto con una cuerda, este es un ejercicio sencillo y muy completo que te ayudara a activar diferentes músculos y quemar calorías.
  • La bicicleta es otro excelente ejercicio si ya cuentas con una puedes salir a recorrer tu ciudad y conocer lugares nuevos mientras te ejercitas.

El ejercicio diario nos ayuda

Dormir lo necesario

¿Te ha pasado que si un día no duermes lo suficiente a lo largo del día tienes mal humor? A mi sí, y la razón es que dormir es una actividad fundamental para todas las personas y la falta de descanso además de tener consecuencias para la salud también nos hará tener mal humor en el día.

Si te preguntas: ¿Cuánto tiempo es el que necesito dormir para poder descansar? El Departamento de Salud de Estados Unidos recomienda los siguientes tiempos dependiendo la edad de la persona:

  • Mayores de 18 años entre 7 y 8 horas de sueño.
  • Adolecentes de 12 a 17 años entre 8 y 10 horas.
  • Niños de 3 a 11 años entre 9 y 13 horas
  • Niños de 1 a 3 años entre 11 y 14 horas.

Meditar y respirar profundo

¿Haz escuchado la frase 'Respira profundo y cuenta hasta 10'? Esto es porque la respiración profunda ayuda a relajarnos y disminuir los niveles de estrés y es especialmente útil en esos momentos en que nuestras emociones ya nos han superado.

Pero no es necesario estar al borde del colapso para realizar ejercicios de respiración y meditación, una gran forma de hacerlo de forma periódica es practicando yoga que nos ayuda a estar en paz con nosotros mismos, puedes acudir a escuelas de yoga o buscar sesiones en YouTube que te ayudarán a ingresar a este gran mundo.

Disciplina y una vida ordenada, la receta para no sufrir

¿Has escuchado de la procrastinación? Esta es la acción o hábito de posponer de forma indefinida actividades importantes,  al estar deprimidos somos más propensos a procreastinar y al procrastrinar somos más propensos a deprimirnos, es como un circulo vicioso.

Por eso te recomiendo que trates de ser disciplinado, haz una agenda dónde anotes las actividades que debes realizar en el día y la hora en que debes hacerlo, notarás que al tener tu vida ordenada tendrás menos estrés y te sentirás mejor.

No consumir estimulantes en exceso

Los estimulantes pueden darte una sensación en el corto plazo, pero a la larga pueden causar serios daños a tu salud física y mental.

De acuerdo al Gobierno de Estados Unidos el abuso de estas sustancias puede causar psicosis, ira, paranoia y problemas digestivos, cardiacos y nerviosos. Por esa razón es recomendable usarlos lo menos posible.

Ayudar a otros

Quizá suene cursi, pero ayudar a otros a ser felices también puede hacernos felices a nosotros, cuando ayudas a los demás tendrás una sensación de bienestar y paz interior y lo mejor de todo es que tu no eres el único que se beneficia.

Hay muchas personas que nos necesitan, acciones tan pequeñas como ayudar a una señora a cruzar la calle o dar una moneda a quien lo necesita pueden producir grandes cambios.

Siempre ayuda a los demás

Tener buenos amigos y convivencia continua con otros

Es innegable que las personas que nos rodean tienen un impacto en nuestro estado de animo, por eso es muy importante rodearnos de personas positivas que al estar con ellas nos sintamos seguros y tranquilos.

Posteriormente podemos realizar actividades con este grupo de selectas personas, como viajes, salidas a comer o simplemente una reunión en casa, estar con estas personas nos desestresará y en caso de tener un bache emocional podremos usarlos de apoyo.

De verdad espero que este artículo te ayude a aprender a controlar tus emociones y con esto tener una vida más feliz, sin embargo si sigues teniendo problemas con el manejo de ellas no dudes en acudir con un profesional de la salud metal quien te podrá guiar en el proceso.

Referencias:

  1. Fundamentos de Psicología Fisiológica
  2. Introducción a la psicología. El acceso a la mente y la conducta.
  3. Regulación emocional en la práctica clínica

Si quieres conocer otros artículos parecidos a ¿Por qué es importante controlar mis emociones? puedes visitar la categoría Emociones.

Andres Storvelline

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia Más info